miércoles, 30 de enero de 2013

¿La amarás o la venderás?


Una de mis pasiones son las casas canadienses. Me encantan. Y claro, cuando descubrí este programa de la televisión norteamericana, no pude nada más que engancharme a verlo. Se trata de LOVE IT or LIST IT (Amarla o venderla, aunque la han traducido como "Tu casa a juicio"). En este espacio televisivo, una pareja contacta con el programa porque ambos miembros de la pareja no se ponen de acuerdo en quedarse en su actual vivienda, o venderla, ya que sus necesidades han cambiado y sienten que no las cubre de manera eficiente. Así, el equipo del programa, con un presupuesto que la pareja aporta, comienza una reforma de la casa en el intento de la diseñadora de conseguir que se queden; mientras que un agente inmobiliario se dedica a llevarles a visitar otros inmuebles con las características que dicha pareja le indica, con el fin de convencerles para que se muden.

Y bien, ¿qué tiene que ver este programa con un blog de crecimiento personal? Pues os lo explico. Me cautivó desde el primer momento la actitud del agente inmobiliario. Evidentemente no todas las casas que les muestra a sus clientes son del agrado que desearía. Es más, muchas veces recibe fuertes críticas porque consideran que no ha entendido lo que ellos necesitan, o porque no se sienten escuchad@s. Y, ¿cuál es la reacción de este vendedor?


  • No se enfada con sus clientes
  • No se martiriza a si mismo con la culpa del error
  • No se dice "no podré hacerlo"

 sino que...

  • Se anima a si mismo a conseguir su objetivo
  • Se centra en la nueva información positiva que ahora tiene acerca de lo que necesitan los clientes
  • Enfoca su energía en alcanzar el objetivo: encontrar una casa que cumpla con las necesidades (o la gran mayoría) de la pareja en cuestión. 
  • Vuelve a intentarlo

Para mi fue estupendo descubrir el enfoque del vendedor. He de deciros que las familias que participan en este programa, en un alto porcentaje, tras la reforma, optan por quedarse en su casa y no mudarse. Sin embargo, la actitud de David (así se llama el asesor inmobiliario) es inmejorable, y se enfrenta a cada reto como si siempre hubiese convencido a l@s participantes anteriores del programa. Impresionante.

Aquí os dejo el vídeo (en inglés, eso sí) de uno de los programas. Os recomiendo verlo al menos una vez y fijaros en ésto que os cuento, y que luego reflexionéis acerca de vuestra actitud ante las críticas, los errores, los fracasos...


Un día más.... ¡feliz aprendizaje!





2 comentarios:

Bárbara dijo...

Yo también lo veo! XD XD

Laura Rosales. Psicóloga y Experta en Terapia Familiar dijo...

Hola Bárbara! jaja, normal! engancha! jajaja

Gracias por estar ahi, por compartir y por seguir siempre hacia adelante!!